General

Proyectos innovadores que hacen frente a la España Vacía

Reactivar lo rural es posible, somos muchos quienes ya estamos en ello, sumemos fuerzas para multiplicar efectos

El calor del verano nos baja la tensión y nos deja en un estado de aletargamiento. Antes de que el letargo se apodere de nosotros, vamos a compartir varias iniciativas que están haciendo frente a la España Vacía, que siguen (con calor y todo) trabajando por la reactivación rural desde distintos ámbitos. La que sigue es solo una pequeña muestra de todos los proyectos que existen en nuestro país, no dudes en dejar un comentario con aquellos que eches en falta.

La idea es empezar a crear red, a explorar posibles sinergias entre las distintas iniciativas del territorio, en definitiva, unir fuerzas en el desarrollo de oportunidades rurales para seguir construyendo una España más justa, diversa y equitativa

Proyectos de cooperativas agrícolas, con el foco en los jóvenes, a través del arte, del networking o la investigación, todos generando opciones de vida en los pueblos para que podamos elegir libremente dónde vivir.

  • Siete Valles de Montaña: cooperativa cántabra de ganado ecológico. “ Creemos y apostamos por el trabajo cooperativo, los equipos transversales y las redes que permiten dignificar la vida de las personas. Queremos vivir felices y equilibrados en nuestro medio rural, somos agropolitanos convencidos de que, transformando nuestras formas de hacer conjuntas, también transformamos la sociedad y contribuimos a crear mejores comunidades para vivir”.
  • Jóvenes Dinamizadores Rurales: red aragonesa de Reactivación Rural centrada en el Desarrollo Personal, Profesional y Social de los jóvenes.”JDR apuesta por la permanencia del medio rural aragonés, basándose en el valor más escaso pero también más potente que tienen nuestros pueblos: los jóvenes”. Los proyectos están centrados en Formación, Empleo, Valor del Territorio e Iniciativa social.
  • Casa Tía Julia: “De casa de pueblo a Refugio de Ideas”. Proyecto en Ciria (Soria), que ofrece encuentros, jornadas de networking, charlas, talleres… en una casa de un pueblo con 40 habitantes. “Harta de tanta «start up» quiero construir una «up & start» porque, literalmente, primero se levanta una idea, se piensa y define bien, desde la calma y luego se empieza.”. 
  • Pueblos en Arte: Arte y Cultura como herramientas de reactivación rural, gestionados desde Torralba de Ribota (Zaragoza). “Conectar el arte de las ciudades con el ámbito rural y al pueblo con el artista”. La iniciativa cuenta con varios proyectos, talleres y residencias artísticas.
  • Empenta Artieda: es un proyecto llevado a cabo en Artieda (Zaragoza), de Investigación-Acción Participativa que “trata de dar soluciones, desde el municipalismo y la autogestión, al problema de la despoblación que afecta a todo el medio rural”. “En este sentido se hace énfasis en la necesidad de realizar un profundo diagnóstico de la situación, que se materialice en acciones concretas para favorecer el empleo y la dinamización económica del pueblo”.
  • Senderos de Teja: también en Artieda, un grupo de jóvenes trabaja por “mantener los pueblos vivos, de forma sostenible, mediante acciones adaptadas a las particularidades de cada territorio, además de generar un impacto social positivo en los mismos, mediante el asentamiento de población y actividades dirigidas a los habitantes del lugar”.
  • Vellosillo Dreams: quizás el proyecto más ambicioso y complejo sea este último. Con la intención de repoblar un pueblo semiabandonado, Vellosillo (Segovia), la Asociación de Vecinos y Amigos de Vellosillo, ha invertido 200.000€ en este proyecto para atraer a habitantes y emprendedores. “El objetivo principal de la red es promover proyectos empresariales que fijen población en el pueblo, con un horizonte de largo plazo, sostenibilidad y rentabilidad. La red aporta conocimiento local, experiencia en gestión y capacidad financiera para co-invertir en los proyectos que selecciona el equipo gestor”.

A comienzo de este post, comentaba cómo el calor nos afecta, pero me gustaría concluir hablando de cómo el calor fomenta algo más que cansancio: incendios. No debemos olvidar que las poblaciones rurales (fundamentalmente con la práctica del pastoreo) son las primeras barreras contra el fuego. Cuidar y atender las necesidades de las personas que habitan lo rural es también cuidar de nuestro preciado entorno natural.

¡Subscríbete por email y recibe más info sobre desarrollo rural!

Comentarios

Joana Álvarez Pozo dice:

Me interesa la idea de emigrar hacia un lugar nuevo donde tenga oportunidad de vivir y trabajar. No me importaría dejarlo todo atrás y comenzar de cero ya q soy joven y emorendedora.

Responder a Joana Álvarez Pozo Cancelar la respuesta